Robinho quedó descartado para enfrentar a Ghana por edema muscular

La resonancia magnética que se realizó el delantero brasileño no detectó una rotura de fibras, pero deberá realizar un tratamiento especial para su recuperación física de cara a posibles futuros compromisos mundialistas.

Llévatelo:

Un edema muscular impedirá a Robinho jugar con Brasil el partido de octavos de final contra Ghana este martes en Dortmund, informó este lunes la Confederación Brasileña de Fútbol por intermedio del cuerpo médico que estaba tratando la lesión del jugador.

 

El delantero de Real Madrid fue sometido a una resonancia magnética cuyo resultado no reveló rotura de fibras, pero le obligará a seguir un tratamiento especial en la concentración del equipo en Bergisch Gladbach, a 16 kilómetros de Leverkusen.

 

"El problema fue pequeño. Continuaré haciendo tratamiento y, si Dios quiere, podré ser aprovechado en el partido del sábado, si la selección derrota a Ghana", dijo Robinho tras conocerse los resultados de los exámenes.

 

El jugador de 22 años manifestó que la molestia se originó el sábado 24 de junio en el comienzo de un entrenamiento, al momento de patear un balón y desde entonces ha sido sometido a un tratamiento especial.

 

El domingo Robinho experimentó una leve mejoría pero el dolor persistente obligó al doctor José Luiz Runco a ordenar los exámenes para determinar el procedimiento definitivo para su recuperación.

 

El galeno de los pentacampeones del mundo descartó que la lesión fuera determinante para pensar en la separación definitiva del jugador. (EFE)