Carlos Sainz va camino de conquistar su tercer Dakar tras ganar la décima etapa

El español le sacó casi 18 minutos al qatarí Nasser Al Attiyah.

Carlos Sainz va camino de conquistar su tercer Dakar tras ganar la décima etapa
Llévatelo:

El piloto español Carlos Sainz (Mini) dejó este miércoles encaminada la conquista de su tercer Dakar al ganar ampliamente la décima etapa, cuya última parte fue cancelada por las fuertes rachas de viento que impidieron el sobrevuelo de los helicópteros sobre la zona de competición.

Sainz, que partía con solo 24 segundos de diferencia sobre Nasser Al Attiyah (Toyota), sacó casi 18 minutos de ventaja al qatarí y casi 12 sobre el francés Stéphane Peterhansel en apenas 223 kilómetros de etapa, el punto donde se canceló el resto del recorrido, que inicialmente era de 534 kilómetros cronometrados.

Así, el madrileño afrontará las dos últimas etapas del Dakar con una ventaja en la clasificación general de más de 18 minutos sobre sus dos principales perseguidores.

Tanto Peterhansel, ganador de la novena etapa, como Al Attiyah, que había finalizado segundo, fueron los dos primeros autos en salir en esta jornada, y en su labor de abrir pista y encontrar el rumbo correcto cometieron un error cuyo beneficiado directo fue Sainz, que salía justo detrás de ellos.

El piloto madrileño optó por no seguir las huellas de los otros dos y encontró el camino correcto para sacar una ventaja que puede ser absolutamente decisiva para el final del rally.

La cancelación de la segunda mitad de la etapa, donde todavía restaban 175 kilómetros por cronometrar, impidió que Al Attiyah y Peterhansel pudiesen recuperar terreno sobre el español.

Tampoco fue un buen día esta vez para el español Fernando Alonso (Toyota), que sufrió un vuelco al atravesar una duna en una zona de espectadores que se encontraba a un kilómetro de la salida de la etapa.

El automóvil de Alonso dio dos vueltas de campana y volvió a quedar sobre las cuatro ruedas, pero sufrió algunos daños como la pérdida del parabrisas, lo que obligó al campeón de Fórmula 1 a detenerse durante más de una hora.

Esta jornada se desarrolló entre el enclave petrolero de Haradh y Shubaytah, una base militar situada cerca de la frontera de Arabia Saudita con los Emiratos Arabes Unidos, en medio del "Cuarto Vacío", un extenso desierto de 650.000 kilómetros cuadrados prácticamente deshabitado.