Roland Garros se vio obligado a reducir su aforo por aumento de la pandemia en Francia

El Grand Slam parisino reducirá en la mitad la capacidad del recinto.

Roland Garros se vio obligado a reducir su aforo por aumento de la pandemia en Francia
Llévatelo:

La próxima edición de Roland Garros, retrasada a causa del coronavirus para finales de septiembre, acogerá sólo a 11.500 espectadores, frente a los 20.000 anunciados en un primer momento, y contará con medidas más estrictas para frenar la pandemia, indicaron este lunes los organizadores.

El complejo que alberga las 17 pistas será dividido en 3 partes totalmente independientes con el fin de respetar la limitación máxima de 5.000 personas por evento impuesta por el Gobierno francés.

El presidente de la Federación Francesa de Tenis (FFT), Bernard Giudicelli, reconoció que la situación sanitaria en la región de París ha empeorado en las últimas semanas, lo que les ha obligado a renunciar a su ambición de acoger a 20.000 espectadores.

Destacó que el próximo Roland Garros, previsto entre el 21 de septiembre y el 11 de octubre, será el primer gran torneo con púbico desde la aparición de la pandemia.

Además, Roland Garros ha puesto en marcha un estricto protocolo de aislamiento de los jugadores y sus asistentes, que serán controlados de forma regular.

Todos ellos deberán pasar un primer test a su llegada a la capital francesa, un segundo 72 horas más tarde y, posteriormente, uno cada cinco días mientras sigan en el torneo.

Todos ellos, "sin excepción", tendrán que alojarse en dos hoteles cercanos a Roland Garros puestos a su disposición por los organizadores y en los que contarán con zonas de descanso y restauración aisladas.