Resumen 2019: El año del debut oficial de Rueda y del regreso de Claudio Bravo a la Roja

Un completo repaso por los últimos 12 meses para la selección chilena.

Foto: Photosport Resumen 2019: El año del debut oficial de Rueda y del regreso de Claudio Bravo a la Roja
Llévatelo:

Tras años de éxitos, la selección chilena venía de un 2018 en el que debió mirar el Mundial de Rusia desde lejos, iniciando un nuevo proceso de la mano del técnico Reinaldo Rueda que dejaba más dudas que certezas antes del primer desafío oficial a cargo del colombiano, la Copa América de Brasil 2019.

Antes de ello, la Roja dejó dudas en amistosos ante México (perdió 3-1), ante Estados Unidos (igualó 1-1) y Haití (un deslucido triunfo por 2-1).

Con estos resultados, el equipo nacional llegaba a un torneo en el que figuraba como campeón defensor, pero sin demasiadas expectativas por lo mostrado por el equipo

Además de las dudas por el estado físico y el presente futbolístico de Alexis Sánchez se sumaron las dudas por la ausencia de Claudio Bravo y Marcelo Díaz en el equipo.

La Copa América

El debut era ante un rival desconocido, una joven selección japonesa que era una de las grandes incógnitas de la Copa América. Chile dejó atrás todas las interrogantes para imponerse con solidez por 4-0.

Erick Pulgar, reemplazante de Díaz en el esquema, y Charles Aránguiz se alzaban como las principales figuras. El primero adueñándose del mediocampo y el segundo, en lo suyo, brindando, además, dos asistencias.

Eduardo Vargas, que volvía al equipo, marcó un doblete, mientras que Alexis Sánchez fue el encargado de convertir el otro tanto en la goleada.

Con ese respiro, la Roja afrontaba su segundo encuentro ante Ecuador, ganando por 2-1 con tantos de José Pedro Fuenzalida y Sánchez, abrochando su avance a los cuartos de final del torneo.

En un partido en el que mereció mejor suerte, Rueda decidió guardarse a varias de las figuras y perdió el partido con una solitaria anotación de Edinson Cavani. La Roja superaba el Grupo C en el segundo lugar.

En cuartos de final el equipo nacional volvió a mostrar un buen rendimiento ante Colombia, que logró aguantar hasta el final para llevar el compromiso a los penales tras terminar 0-0 en los 90 minutos de juego.

Desde los 12 pasos, el equipo nacional estuvo perfecto, mientras que para los "cafeteros" falló el último disparo William Tesillo. La Roja se metía a semifinales e ilusionaba a todo un país.

La posibilidad de jugar una nueva final estaba latente, el rival era Perú, mientras que en la otra serie los rivales eran las dos máximas potencias del continente: Argentina y el local Brasil.

Lo cierto es que la noche del 3 de julio fue desastrosa. Edison Flores y Yoshimar Yotún adelantaban a Perú en el marcador en la primera etapa, en una jornada para el olvido del arquero Gabriel Arias.

Sobre el final del partido, Paolo Guerrero cerraba la goleada peruana, mientras que Eduardo Vargas se iba a llevar todas las críticas por patear de forma irresponsable el penal que pudo significar el descuento en la última del partido, queriendo picársela al arquero Pedro Gallese, el que se quedó el esférico en sus manos.

La derrota puso en el camino una vez más a Argentina, aunque ahora en el partido que nadie quiere jugar, el de la definición por el tercer puesto.

Los trasandinos terminaron ganando ese encuentro por 2-1 con goles de Sergio Agüero y Paulo Dybala, mientas que el descuento lo anotó Arturo Vidal de penal.

El partido, eso sí, será más recordado por la fuerte discusión entre Gary Medel y Lionel Messi que terminó en empujones y con los dos futbolistas expulsados, lo que derivó en fuertes declaraciones del argentino contra la Conmebol y una posterior sanción.

Tras ese bullado partido, el lateral nacional Jean Beausejour, dos veces mundialista y bicampeón de América, anunció, a sus 35 años, su retiro de la Roja para enfocarse en sus objetivos con Universidad de Chile. 

La vuelta de Claudio Bravo

Así, la Roja terminaba su paso por la Copa América, un torneo en el que fue de más a menos, pero que dejó algunas buenas noticias con Erick Pulgar y Guillermo Maripán como nombres fijos en un equipo en el que también asomaban con fuerza Paulo Díaz y Oscar Opazo.

En septiembre, Reinaldo Rueda convocó a Claudio Bravo, ausente de la Roja desde 2017 (su último partido lo jugó ante Brasil antes del quiebre del camarín), para los amistosos ante Argentina y Honduras, aunque en una nómina sin sus principales detractores: Gary Medel y Arturo Vidal.

En esos encuentros, la Roja empató 0-0 ante Argentina en Los Angeles en un encuentro en el que la atención estaba puesta en quién iba a ser el capitán, sorprendiendo que la jineta fuera portada por Paulo Díaz ante la negativa de Aránguiz.

Cinco días después, la selección chilena se inclinó ante Honduras como visita por 2-1, pese al debut goleador de Alfonso Parot.

En la fecha FIFA de octubre, la Roja empató 0-0 ante Colombia en un partido que volvió a reunir en cancha a Bravo, Medel y Vidal, mientras que cerró el año con un triunfo por 3-2 sobre Guinea en el que marcaron Jean Meneses, Felipe Mora y Vidal.

La selección chilena tenía programado para noviembre un amistoso ante Perú que fue suspendido por el estallido social en nuestro país, una decisión conjunta de los futbolistas tras reunirse en Santiago.

El presente de los seleccionados

De esta manera termina un nuevo año para la Roja, uno en el que sus grandes referentes, exceptuando a Charles Aránguiz y Gary Medel, no han podido sumar todos los minutos esperados en sus equipos.

Alexis Sánchez debe ser uno de los que más retrocedió, pues tras su mal paso por Manchester United fue traspasado a Inter de Milán, club en el que se lesionó justo cuando iba a comenzando a agarrar continuidad.

Arturo Vidal, permaneció el 2019 en FC Barcelona, y aunque terminó siendo titular en el primer semestre, coronándose campeón en la liga española, volvió a ser relegado por Ernesto Valverde en la segunda parte del año, entrando habitualmente desde la banca, pero con pocas chances como titular.

Claudio Bravo, que superó una larga lesión en el primer semestre, volvió a tomar su rol secundario en Manchester City, disputando copas menores, siempre a la sombra de Ederson, salvo en el final del año cuando el brasileño fue expusaldo en la Premier League.

Charles Aránguiz es, por lejos, el de mejor presente en Europa, pero su equipo no es de la primera línea, algo que no le permite la notoriedad merecida. Con Bayer Leverkusen no pudo superar la fase de grupos de la Champions y en Alemania disputa puestos secundarios.

Gary Medel es titular indiscutido en Bologna, lo mismo que Mauricio Isla en Fenerbahce y, desde hace algunos meses, Enzo Roco en Besiktas. Junior Fernandes es el más regular en Turquía (juega en Alanyaspor), mientras que Fabián Orellana sumó un gran año en Eibar de España.

Otro de buen presente es Erick Pulgar. Sus grandes actuaciones en Bologna le dieron el paso a Fiorentina, club que no pasa por un buen momento, pero que tiene al chileno entre sus baluartes, además de ser el dueño de las pelotas paradas.

En México, en tanto, Jean Meneses fue campeón a mitad de temporada con León, mientras en Argentina se coronaron Gabriel Arias, Eugenio Mena y Marcelo Díaz, tanto en la liga como en el Trofeo de Campeones. 

Paulo Díaz, que pasó de Al-Ahli a River Plate, no pudo afirmarse nunca como titular en el equipo que perdió la final de la última Copa Libertadores ante Flamengo.