Cuatro clubes de la Primera B fueron sancionados con la resta de puntos

O'Higgins, Naval, Copiapó y Ovalle perderán seis puntos, además de los que pudieran haber logrado en la primera fecha, según determinó este viernes el tribunal de disciplina de la ANFP.

La presencia de jugadores "en forma antirreglamentaria" en la primera fecha del torneo de Primera B 2005 fue sancionada con la perdida de seis puntos para O'Higgins, Naval, Copiapó y Ovalle, según determinó este viernes el tribunal de disciplina de la Asociación Nacional de Fútbol Profesional (ANFP).

 

En diálogo con Al Aire Libre en Cooperativa, el secretario del tribunal de disciplina de la ANFP, Exequiel Segall, explicó que los cuatro equipos fueron multados "por haber hecho, en la primera fecha, participar a jugadores en forma antirreglamentaria, por lo que se ha dado cumplimiento al reglamento que fue aprobado por los propios clubes".

 

Segall señaló que a los cuatro clubes se les restará seis unidades, pero además se verán despojados de los puntos que hubieran conseguido en la primera fecha del certamen, que fue donde infringieron el reglamento.

 

"Son seis puntos a cada uno de ellos más el o los puntos que en esa primera fecha hubiesen ganado. El directorio es el que determina en qué momento son los puntos restados, pero a título personal creo que, para que sea lo más simple posible, éstos deberían ser restados en esta primera fase", señaló.

 

Con esto, Naval perderá nueve positivos, ya que en la fecha inicial derrotó por 4-0 a Fernández Vial, mientras que O'Higgins verá esfumarse siete unidades tras empatar 1-1 con Magallanes. Copiapó y Ovalle perdieron en su debut, así que sólo se les restará seis puntos.

 

La noticia fue un duro golpe para las directivas de los equipos involucrados, y así lo hicieron saber sus respectivos presidentes.

 

El presidente de Naval, Gilberto Araya, calificó como "un balde de agua fría" la determinación de la ANFP, pero reconoció que el club no fue capaz de arreglar el tema de los finiquitos luego que algunos de sus jugadores se negaran a firmarlos antes del inicio del torneo, pese a tener un acuerdo.

 

"Habrá que tratar de ver si existe alguna apelación, y hacer ver que nosotros hemos hecho los mejores esfuerzos para tratar de cumplir. La falta existe, había finiquitos sin firmar y eso está penalizado, pero cuando uno trata de hacer lo mejor posible tiene que buscar todos los recursos como para poder salir adelante", manifestó.

 

En tanto, el timonel de O'Higgins, Waldo Quiroz, se mostró contrario a la sanción, que en este caso se debió a que el jugador Francisco Micheas actuó en la primera fecha sin que su finiquito con Naval hubiese llegado hasta las oficinas de la ANFP.

 

"Nosotros conversamos con el futbolista, él nos dice que él firmó su finiquito y que estaban a la espera de que éste llegara a la ANFP. Yo tengo que creer en las personas, y si él me manifestó que tenía firmado el finiquito y que era nada más que un trámite de enviarlo, punto", señaló, para luego asegurar que "estamos saliendo perjudicados y vamos a apelar".

 

El presidente de Deportes Ovalle, Waldo Caneo, se mostró sorprendido con la determinación, ya que a su juicio el club no presenta problemas con los finiquitos de 2004.

 

"Acabo de enterarme y estoy inmovilizado ya que encuentro que es una falta de criterio absoluta. Creo que, como todas las resoluciones, debe ser apelable, así que vamos a reunir todos los antecedentes para darle la claridad al cuento, conscientes de que no tenemos absolutamente nada pendiente con finiquitos", aseveró. (Cooperativa.cl)