La columna de Manfred Schwager: Un río muy revuelto

Revisa la opinión del periodista de Al Aire Libre en torno al período de fichajes en la NBA.

La columna de Manfred Schwager: Un río muy revuelto

El comienzo de la agencia libre en la NBA, el período en que los clubes pueden contratar jugadores según el margen salarial de que dispongan, comenzó con tanta locura como se había anticipado en las últimas semanas.

Hasta ahora, la sorpresa más grande la brindó Brooklyn. Una franquicia que ha dado buenas señales en las últimas temporadas tras la nefasta transacción que firmaron en 2013, donde hipotecaron buena parte de su futuro. Esta vez, los Nets se llevaron a dos de los mejores jugadores disponibles en el mercado.

Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de The Boardroom (@theboardroom) el 30 Jun, 2019 a las 3:02 PDT

Kevin Durant utilizó su proyecto The Boardroom para anunciar la decisión de firmar por los Nets. Si bien el alero se perderá la próxima temporada mientras se recupera de la lesión al tendón de Aquiles que sufrió hace poco, cuando vuelva a jugar será un gran aporte. Lástima por los Knicks, que no le ofrecieron el máximo a Durant por temor a que no sane bien.

Brooklyn aseguró además el concurso del base Kyrie Irving, que llega tras romper su promesa de renovar con Boston, y con el pívot DeAndre Jordan, los que sumados a Caris LeVert, Joe Harris y Spencer Dinwiddie darán mucho que hablar en el mediano plazo.

Todos estos cambios obligaron a los Nets a dejar partir a una de sus figuras: D'Angelo Russell se sumará a Golden State, donde llega a "reemplazar" a Durant. Los Warriors también renovaron a Klay Thompson, y deben liberar jugadores para que los números funcionen: ya se desprendieron de Andre Iguodala, y puede que también salgan Shaun Livingston, Jordan Bell y Kevon Looney.

En uno de los movimientos más extraños de esta pasada, Al Horford también decidió dejar Boston para mudarse a Philadelphia. El pívot dominicano entregará liderazgo y experiencia a los Sixers, pero necesitará algún tiempo de ajuste para convivir con Joel Embiid en la pintura.

Otra de los Celtics: sumaron al base Kemba Walker, uno de los jugadores más codiciados en esta agencia libre, pero dejaron que Terry Rozier se marchara a Charlotte. Aunque tiene un plantel interesante para pelear en el Este, Boston necesita un jugador de impacto en la pintura si quiere volver a disputar una final.

Todavía es pronto para hablar de perdedores, pero Milwaukee se debilitó con las partidas de Malcom Brogdon y Nikola Mirotic, quien se devolvió a España pese a contar con el interés de varias franquicias en la NBA.

El último de los pesos pesados que aún está disponible es Kawhi Leonard, el vigente MVP de las Finales que analiza sus opciones entre Toronto, los Lakers y los Clippers. El equipo en que firme también será un candidato al título, pero los movimientos de este primer día dan cuenta de una liga donde hoy cualquiera puede ser campeón.

Un resumen de la locura: en las primeras horas de agencia libre se acordaron cerca de 50 nuevos contratos, que en total pagarán más de tres mil millones de dólares a los jugadores que los firman. En cualquier caso, recién el sábado 6 de julio se puede oficializar todos estos movimientos, por lo que aún hay espacio para más sorpresas.