Francisco Valdés

La historia de "Chamaco", el goleador histórico del fútbol chileno

Francisco Valdés marcó 215 goles en torneos de Primera División, estableciendo una cifra récord, que no ha podido ser superada.

Jugó 13 temporadas en Colo Colo, siendo parte del recordado equipo subcampeón de América en 1973.

Por la selección chilena, disputó dos Campeonatos Mundiales: Inglaterra 1966 y Alemania 1974.

Francisco Valdés fue sinónimo de buen fútbol. "Chamaco" como lo apodaban, tenía un talento innato como volante, con una precisión extrema en pases en profundidad y exhibiendo siempre certeza con las pelotas detenidas.

Con esa técnica, con el arco siempre en mente, logró anotar 215 goles en Primera División, transformándose en el goleador histórico del fútbol chileno. Cifra récord que no ha podido ser superada por ningún otro jugador en el país.

Si se suman conquistas por torneos internacionales y la selección nacional, la cifra de tantos oficiales aumenta a 244.

Imagen
"Chamaco" y la camiseta de Colo Colo. Una postal inolvidable.

 

Albo insigne

Francisco Valdés jugó en Unión Española, Antofagasta, Wanderers, Cobreloa y Arica. Pero "Chamaco" fue uno de los jugadores insignes de Colo Colo. Su debut por los albos (donde estuvo 13 temporadas) fue el 27 de mayo de 1961 frente a O'Higgins. 

Precisamente se inició futbolísticamente en las divisiones menores del club albo, jugando 371 partidos con la camiseta del "cacique". 

Se transformó en el máximo artillero colocolino por torneos oficiales con 180 goles (179 en 353 partidos por el campeonato nacional más un tanto por la liguilla de Copa Libertadores) y en el máximo artillero en el certamen continental con 20 anotaciones en 44 encuentros. 

Con los albos fue campeón nacional en 1963 y 1972, y monarca de la Copa Chile en 1974. 

Además, fue parte del recordado plantel de Colo Colo 1973, siendo capitán del elenco sub campeón de la Copa Libertadores. 

Valdés, quien nunca firmó por un club fuera de Chile, disputó con la selección chilena 50 encuentros, y marcó nueve goles. Jugó los Mundiales de Inglaterra 1966 y Alemania 1974. 

Pese a que se retiró en 1981, con la camiseta de Deportes Arica, su fútbol dejó herencia. Su sobrino, Sebastián González, vistió como él, la camiseta de Colo Colo, y también se ganó la idolatría de la parcialidad alba.

-